conversaciones-en-ingles-para-aprender

Conversaciones en inglés para aprender el idioma: 9 estrategias sencillas para practicar conversaciones reales

¿Sientes nervios cuando tienes que hablar con alguien en persona?

Incluso si te encanta hablar en español, hacerlo en inglés puede ser realmente difícil.

Es muy común que las personas no practiquen las conversaciones en inglés para aprender el idioma.

Existen millones de maneras para mejorar tus habilidades de expresión oral, incluso si no vives en un país de habla inglesa.

A continuación, compartiremos 9 de las mejores maneras para conseguirlo.

Conversaciones en inglés para aprender: Practica conversaciones reales con 9 estrategias sencillas

En la actualidad, ¡solo necesitas ir a Internet para descubrir cientos de buenas oportunidades!

Lo mejor del inglés es su popularidad. La mayoría de personas lo hablan de una forma u otra. Todo lo que tienes que hacer es buscar y aprovechar los recursos a tu alcance para mejorar tus habilidades de expresión verbal.

Learn a foreign language with videos

1. Ten conversaciones en inglés con tus amigos y compañeros de clase.

Piensa en las personas con las que te llevas bien. Eso incluye a tus amigos, compañeros y familiares.

¿Alguno de ellos habla inglés mejor que tú? ¿Su nivel de fluidez es parecido al tuyo?

Si conoces a personas geniales que hablan inglés, pídeles que practiquen contigo. Invítalos a tomar un café o arregla una cita por Skype. Lo más probable es que estén dispuestos a ayudarte, ya que una práctica también les viene bien.

Como profesor de idiomas, he descubierto que la mayoría de estudiantes tienen al menos un familiar o amigo cercano que maneja mejor el inglés. Aun así, nunca practican juntos.

Las charlas casuales (incluso si se trata de chats) pueden ayudarte con tus habilidades de conversación. Si decides chatear en inglés, asegúrate de usar una buena gramática y ortografía en vez de emplear la jerga de Internet.

Esto es lo que pasa con Internet: al chatear, generalmente no querrás hacer esperar a la otra persona. Eso quiere decir que tratarás de responder rápidamente. Hoy en día, las conexiones a Internet son veloces, por lo que puedes buscar el significado de palabras y chatear con tus amigos rápidamente. Esto te ayuda a pensar en inglés, lo que a la larga mejora tu fluidez.

Si usas Skype, también puedes hablar. No tienes que activar la cámara si no quieres hacerlo. ¡Lo importante es que practiques tu conversación!

2. No te preocupes demasiado por la precisión, pero tampoco la ignores por completo.

¿Te preocupas por hablar correctamente en inglés? Es probable que este problema te impida tener conversaciones en inglés, así que necesitas relajarte un poco. Sin embargo, relajarte demasiado tampoco es muy útil en el largo plazo.

Una vez tuve un estudiante que se sentía más seguro de sus habilidades que los demás, aunque nunca les prestaba atención a sus errores. Al final de las clases, seguía teniendo mucha confianza, pero su precisión seguía igual que siempre.

¿Cuál era su problema? Él tenía un nivel de gramática intermedio y las habilidades de expresión verbal de un estudiante de primaria. Sin embargo, estaba tan confiado que no le preocupaban sus errores. Por eso nunca descubría la forma correcta de decir las cosas. Si lo que quieres es hablar en inglés de manera informal y nunca en un entorno profesional, y tampoco quieres mejorar tus habilidades, entonces no hay problema. Pero tendrás que pensar seriamente sobre tus metas con el inglés.

3. Quédate en un país de habla inglesa si tienes la oportunidad.

Si tienes el tiempo y el dinero, es buena idea que te vayas de vacaciones a un país de habla inglesa. Tendrás que practicar el idioma durante el tiempo que permanezcas allí.

Sin embargo, no todos los países, ciudades o pueblos llenos de personas que hablan inglés son ideales para practicar.

Visita lugares que tengan muy pocos turistas y personas de tu país. De esa manera no empezarás a hablar en español cuando sientas pena, pereza o falta de inspiración. Si hay muchas personas que hablan en español, trata de evitar los lugares que frecuentan e interactúa con habitantes que hablen inglés. Si encuentras a otra persona de tu país, de ser posible insiste en que la conversación sea en inglés.

Elige lugares económicos para que tu dinero rinda más y puedas pasar más tiempo viajando. Así que, si tienes poco dinero para viajar, quizás debas evitar a Londres y Nueva York. Los sitios más caros también tienden a tener más turistas, por lo que es otra razón para evitarlos. ¡Son solo ventajas para tener conversaciones en inglés para aprender!

4. Habla con la televisión.

Mientras ves películas o programas de televisión en inglés, tienes buenas oportunidades de practicar tus habilidades auditivas y de expresión verbal.

Debido a que la mayoría de programas de televisión dependen de la continuidad, es común que repitan ciertas cosas. Elige un programa o una película que te guste y no te canses de ver. Ya que sabes lo que va a pasar y lo que todos dirán, no tienes que preocuparte de entender cosas nuevas. Mira el programa o la película una vez y concéntrate en el diálogo y la forma como hablan las personas. Haz pausas regulares para imitar el tono y la pronunciación. Repetir lo que dicen otras personas te ayudará a hablar de una forma más natural.

Practica este ejercicio con regularidad. Incluso puedes grabarte para descubrir errores.

No obstante, hay un problema con este método: puede ser MUY difícil.

Por suerte, hay una solución: FluentU.

FluentU toma videos divertidos como tráileres de películas, videos musicales, noticias y charlas motivacionales para convertirlos en lecciones de inglés. FluentU lo logra de dos maneras. Primero, los videos poseen subtítulos prácticos. Cuando haces clic en una palabra, puedes ver su definición, imágenes, frases de ejemplo e incluso la forma como se usa en otros videos.

Segundo, hay un “modo de aprendizaje”, que consiste en una prueba que crea las preguntas a partir de los ejemplos del video.

¿La mejor parte?

FluentU sabe qué estás aprendiendo y lo usa para darte una experiencia personalizada y, además, ahora puedes hacerlo desde cualquier parte con las apps para iOS y Android.

5. No temas hablar en inglés cuando viajes.

No tienes que estar en un país de habla inglesa para practicar. Incluso si viajas dentro de tu propio país, lo más probable es que te encuentres con muchos turistas.

A muchos hablantes nativos les gustará y respetarán el hecho de que hagas el esfuerzo de hablar su idioma. Y aquellos que no son hablantes nativos, apreciarán la oportunidad de practicar.

Si buscas cosas en común con la otra persona, ¿por qué no empiezas por preguntarle qué sitios ha visitado?

6. Chatea con desconocidos en Internet.

Con tantas redes sociales y foros en Internet, con seguridad puedes encontrar al menos un par de sitios web sobre tus intereses. Simplemente elige un sitio web, crea una cuenta gratis y ten conversaciones en inglés para aprender el idioma con otras personas con gustos parecidos a los tuyos.

Si ves que los demás usuarios son estrictos sobre la gramática y el uso del idioma, di que el inglés no es tu lengua nativa. Así serán más amigables y comprensivos sobre tus errores. A pesar de que no deberías preocuparte demasiado por chatear de forma perfecta, no está de más que leas tus mensajes antes de enviarlos. Esta práctica también te será útil en el mundo profesional.

7. Usa los grupos de Meetup y Facebook para encontrar a otras personas que quieran tener conversaciones en inglés.

Yo uso la red social Meetup y recibo alertas en mi correo electrónico cuando alguien crea un grupo que me llama la atención (tal como prácticas de conversación en italiano). Generalmente hay varios grupos para practicar inglés en las ciudades más importantes, así que todo lo que debes hacer es buscar. Puedes unirte a cualquier grupo de Meetup totalmente gratis, aunque tienes que pagar un pequeño costo si creas uno.

8. Nunca pierdas la oportunidad de hablar con desconocidos.

Esto aplica especialmente si pasas el tiempo en cafeterías o bares internacionales, donde se espera que hables con desconocidos.

Las cafeterías son lugares estupendos para reunirse con amigos, tomar un café y relajarse. Actualmente, estos sitios son tan populares que acogen clientes de todas las demografías, por lo que probablemente encontrarás varias personas de tu edad.

Es común que las personas visiten las cafeterías para trabajar (o jugar) en sus computadores portátiles y usar la conexión a Internet, por lo que es fácil empezar una conversación preguntando cómo funciona el wifi o respondiendo preguntas a los clientes nuevos.

Cuando veas a un extranjero, puedes darle un consejo amable y desarrollar la conversación a partir de ese punto. No es necesario que te conviertas en su mejor amigo. A veces serán los demás quienes empiecen a hablarte.

9. Toma clases en inglés, en especial en áreas que te apasionen.

Si hay una universidad o instituto educativo cerca que ofrezca clases en inglés asequibles, dales una oportunidad. Podrás practicar tus habilidades siempre que se fomenten las conversaciones en inglés; no interesa si es una clase de cocina o de baile.

Quizás parezca difícil integrar el inglés a tu vida cotidiana cuando no tienes mucho tiempo libre, pero es algo que vale la pena. Incluso 15 minutos adicionales cada semana sirven para mejorar tu confianza y fluidez. Solo asegúrate de no olvidar tu precisión (ni concentrarte demasiado en ella). Si te preocupas demasiado, puedes tener problemas para entablar una conversación con libertad. Recuerda, ¡se supone que aprender inglés debe ser divertido! Ten conversaciones en inglés para aprender el idioma con mucha más fluidez.

Traducido por: Carlos Bonilla

¡Si te gustó esta publicación, algo me dice que te encantará FluentU, la mejor manera de aprender inglés con videos de la vida real!

¡Regístrate gratis!

Comments are closed.